El concejal de Seguridad Ciudadana, Pablo Gómez, ha informado este jueves sobre la situación en la que se encuentra el convenio de Bomberos, que suscribe el Consistorio mirandés con la Diputación de Burgos para prestar servicio a los municipios de la comarca y que está a punto de caducarse. En este sentido ha recordado que el convenio se firmó en diciembre de 2020, después de «intensas y duras negociaciones», para un periodo de cuatro años, por lo que concluirá el 31 de diciembre de este año.

Pablo Gómez ha advertido de que a un mes de que concluya este convenio, no han recibido «ningún tipo de noticia» en relación a cómo se va a materializar o mantener este convenio en un futuro, a pesar de intentar ponerse en contacto desde varios medios con la Diputación para avanzar en este sentido.

El concejal ha señalado que el Ayuntamiento de Miranda «ha cumplido» con los acuerdos recogidos en el convenio, con un total de 220 intervenciones realizadas en estos cuatro años en los municipios de su área de intervención.

«Desconocemos qué es lo que va a pasar a partir del 1 de enero de 2024», ha alertado Gómez, haciendo referencia a la llegada de un nuevo diputado responsable de este área, Manuel Villanueva, quien «no ha dado señales de vida» desde que tomó posesión de su cargo. Al mismo tiempo ha asegurado que el presidente de la Diputación, el mirandés, Borja Suárez, está al tanto de esta situación, pero «seguimos sin saber absolutamente nada».

En este sentido pide que se les aclare «que es lo que va a suceder en Miranda», teniendo en cuenta que los municipios de Burgos y Aranda ya están tramitando estos convenios. De esta forma ha manifestado su voluntad de «establecer un marco de colaboración» entre ambas partes, en el caso de que se mantengan las condiciones y la cuantía económica asignada a este convenio. «Todo dependerá de las condiciones», ha precisado el edil, poniendo como ejemplo el caso de Aranda, donde está previsto que se reduzca la asignación económica consignada a este convenio para próximas anualidades. «Nosotros no estaríamos de acuerdo», ha sentenciado.

De esta forma ha manifestado su rechazo a aceptar una rebaja del presupuesto consignado en este convenio, teniendo en cuenta que los bomberos de Miranda siempre han atendido los avisos para los que se les ha requerido. En cualquier caso, el punto de partida para iniciar una negociación serían las mismas condiciones que el actual convenio vigente.

Dentro del convenio firmado en 2020 se establecía la posibilidad de establecer hasta dos prórrogas anuales, por lo que Gómez se pregunta si se ejecutará esta prórroga, o si por el contrario la Diputación apostará por la idea de poner en marcha el Consorcio de Bomberos, un proyecto que colea desde el anterior mandato.

«Ahora mismo es una absoluta indefinición», ha lamentado Gómez, por lo que solicita a la Diputación concreción con respecto a este tema. «No sabemos cómo tenemos que actuar si uno de los municipios a los que se presta este servicio realiza un aviso a partir del 1 de enero», insiste el concejal, que se pregunta si entonces «deberán acudir los bomberos de Miranda».

El Ayuntamiento apuesta por renovar este convenio con las aportaciones económicas correspondientes, sin perjuicio de que se recupere la idea de establecer un Consorcio de Bomberos con la colaboración de los tres grandes ayuntamientos de la provincia que coordine la gestión de los parques profesionales y voluntarios en el medio rural. «Estaremos abiertos a escucharlo», ha señalado el concejal.

Al mismo tiempo ha asegurado que el convenio con la Diputación de Álava está «prácticamente cerrado» con las mismas condiciones y presupuesto que en años anteriores. Solo pedimos que se nos conteste a nuestra solicitud de información», ha zanjado el socialista.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí